06 enero 2007

Música - Otherside

La publicación de Californication a finales de los noventa supuso el relanzamiento de un grupo que siempre estuvo ahí, como una de las principales referencias de la década, Red Hot Chili Peppers.

El disco alcanzó una popularidad que superó de forma inesperada la conseguida en 1991 por Blood, Sugar, Sex, Magik, el álbum que lanzó a la fama al grupo con temas memorables como Give It Away y Under The Bridge. Ocho años después, con la vuelta del guitarrista John Frusciante, la misma formación repetía el éxito con Californication, que logró tener un enorme alcance gracias a su calidad; cuatro singles se convirtieron en símbolos de la banda: Around The World, Scar Tissue, Californication y Otherside.
En 1999 Red Hot Chili Peppers alcanzaban su madurez, con la completa rehabilitación de Anthony Kiedis y del recuperado Frusciante, consiguiendo conquistar con su rock alternativo al gran público.

De entre los temas hay uno que destaca especialmente por su tono oscuro y un vídeo cercano al expresionismo alemán; la estética de Otherside, inspirada en El Gabinete del Doctor Caligari, sorprende e impacta, acompañando perfectamente la canción; el ambiente gótico resalta la tristeza que envuelve la voz de Kiedis, lenta y amarga, y el estilo, en los decorados, en los personajes, cercano al cómic, transmite la idea de sueño profundo, de visión onírica.
La temática está íntimamente ligada a la puesta en escena.

Otherside trata sobre los conflictos internos, los fantasmas y demonios personales.
El punto de partida de su composición es una experiencia compartida por algunos miembros de la banda: la lucha por desengancharse de la droga, el combate contra la adicción, que únicamente se puede llevar a cabo solo. Ese trance intenso es la mayor representación de la pelea contra uno mismo, por lo que simboliza todos esos enfrentamientos interiores, el deseo de un hombre contra su voluntad, su dependencia contra su libertad.
En esta visión onírica Red Hot Chili Peppers, mientras actúan en una ciudad fantasmal que les sirve de instrumento, contemplan una sombra rebelde, de la que su propietario intenta huír a través de un mundo simbólico.

Sin embargo, la razón de que entre todas las grandes canciones del grupo sea esta la que aparece en El Anaconda es muy personal y anécdotica.
Elena, prima mía, me señaló una curiosa presencia en el video, en la que nunca había reparado y que ha sido confirmada por diferentes personas. Es una extravagancia sorprendente, especialmente evidente a partir de 3:20, relacionada con este autor.



¿Durante cuánto?¿Durante cuánto podré resbalar?
Dividir mi bando no creo, no creo que sea malo
Abrir mi garganta nunca es suficiente

Oí tu voz a través de una fotografía
Imaginé que rompía el pasado
Las cosas más extrañas no cambiarán mis pensamientos
Debo aceptarlo en el otro lado, aceptarlo, aceptarlo

Vertí mi vida en un vaso de papel
El cenicero está lleno y derramo mis entrañas
Ella quiere saber si todavía soy una zorra
Debo aceptarlo en el otro lado

Estrella desvergonzada, y está en mi cama
Una candidata para sangrar como mi alma gemela
Aprieta el gatillo y tira del hilo
Debo aceptarlo en el otro lado, aceptarlo, aceptarlo

Ponme en marcha para un viaje duro
Hazme arder y déjame en el otro lado
Grito y digo que esto no es mi amigo
Lo derribo, lo derribo, y entonces vuelve a nacer

¿Durante cuánto seguiré pensando que no es malo?
Abrir mi garganta nunca es suficiente

Dedicado a Elena, despierta observadora de otras realidades.

2 comentarios:

Credendo Vides dijo...

Bueno, ante todo, FELICIDADES. Un año más quiere decir q seguirás aprendiendo cosas nuevas no?
Por otro lado, gracias por dedicarme esto, es todo un detalle.
Pero no sabía yo q tocases tan bien la guitarra de una sola cuerda, jejeje.
Es cierto, me acuerdo q cuando lo ví dije q ese eras tú.
Saludos.

Cristina dijo...

¡Jajaja! ¿qué haces en ese vídeo? ¡Menuda sorpresa! Hoy está esto tranquilillo y me he asomado -después de bastante tiempo- a tu blog. ¡Me ha encantado el vídeo! No lo había visto nunca y es muy bonito.
¡Besos desde Hannover!